Antifaces, onirismos y bellezas desvaídas

programas_0011

Colores que parecen deshacerse víctimas del tiempo, glamour oxidado, candidez, papel inconsistente, sueños apolillados, actores muertos y modas olvidadas  convergen para fabricar esa sentimental fascinación que despiertan los programas de cine. Nunca han aparecido por este Desván, una injusticia que hoy toca reparar con esta selección caprichosa en la que abundan los antifaces, las mujeres fatales, los sombreros de fieltro, las maravillas que tanto excitan mi viejo paladar.

 programas_0005

programas_0003

programas_0006

programas_0010

Entreténganse, si gustan, en buscar en la red de redes datos sobre los estrenos aquí anunciados; si desean profundizar sobre el tema, acudan sin demora a CINE Y PROPAGANDA, donde sabrán de los artistas españoles responsables de estos grafismos, de las formas múltiples de los programas,  de las pasiones que todavía despiertan. Más que cualquier fotograma son icono fílmico insustituible, testimonio de cuando ver una película en la sala oscura tenía todavía algo de sagrado. Promesa también, como los trailers, de portentos a menudo superiores a los que el filme mismo ofrecía.

programas_0001

programas_0007

programas_0004

programas_0002

Excelentes dibujos, composiciones impecables, tipografías sugestivas, fotogramas coloreados. Y hasta troqueles y desplegables como los dos últimos que muestro, prodigio de baratura espectacular. Que como saben todos los que me conocen, es de lejos la que más pueda gustarme…

programas_0009

programas_0008

programas_0012

programas_0013

programas_0014

programas_0015

7 Respuestas a “Antifaces, onirismos y bellezas desvaídas

  1. Las formas especiales de los programas de mano añejos, especialmente de las de los años treinta, siempre me han llamado la atención, como el que usted muestra recortado como un antifaz. Recuerdo uno en forma de flecha que anunciaba el film de indios “El último mohicano”… Ese troquelado indica un interés artístico para atraer a los posibles espectadores, con un reclamo publictario más allá del simple anuncio.

  2. Preciosas imágenes las que usted nos trae hoy aquí, don Abuelito. De una hermosura colorida y deslumbrante, de una época en la que todo se hacía con más preciosismo. Sin duda alguna, muchos de los programas eran muy superiores a las peliculas que anunciaban.

  3. La del Santo me suena mucho

  4. Yo también lo creo así,AJC.

  5. El trabajo detrás de estas portadas de gran calidad es todo un arte en sí, complementando a la propia película con un componente visual muy atractivo.

  6. josé Luis Lorente Aragón

    Estimadísimo ABUELITO: Estoy convencido que tanto a Vd. como a mis primines les sucede lo mismo que a mí…Que la fascinación que nos proporcionan estos Programas es tan grande como la que sentimos.
    cuando miramos y remiramos las Portadas de aquellos Tebeos de la misma época…¿A que sí?
    Nos gustaban entonces…y nos enamoran ahora.
    ¿Donde está la semejanza entre ellos?…Sinceramente, creo que pueden ser la sencillez, la pobreza de medios…y esos colores “pastel”…y en el cariño que le echaban unos malpagados artesanos- artistas, a los q no se les reconoció nunca su labor… Así que me uno a Vd., y a los primines, para expresarles desde aquí nuestra más sincera admiración y agradecimiento…aunque sean, en su inmensa mayoría ¡Póstumos!…
    ¡ Y se nos han olvidado los monumentales carteles, pintados a mano sobre tela, q solían colocarse en las fachadas de los cines de estreno!…y es que, claro, ellos – ejemplares únicos – no han podido ser admirados más allá de algún reestreno posterior…los “cartelones” se guardaban en esos talleres, pero, precisamente, por ese gigantismo suyo, como los dinosaurios, se extinguieron sin q ningún espíritu sensible hiciera – o pudiera- darles cobijo…porque,¿ qué tamaño tendría un museo en el q se albergaran aquellas verdaderas obras de Arte”?…
    Saludos.

  7. José Luis Lorente Aragón

    ¡Acadabrante ABUELITO!:Vengo totalmente eufórico por lo q me parece un emocionante “Descubrimiento”(por lo menos para mí)..Recreándome con los Programas q Vd. nos ofreció, hubo uno q me llamaba, ¡me gritaba! : “¿Pero no me conoces?”…El susodicho no era otro sino el d la peli “LA TORRE DE LOS SIETE JOROBADOS”…y por fin comprendí: Hay una Aventura d ROBERTO ALCÁZAR y PEDRÍN (Nº27), titulada: “EL TORREÓN DE LOS JOROBADOS”, pero la cuestión estaba en averiguar si había entre ambas obras algo más q la simple coincidencia de cabeceras…para ello, claro, había q ver la peli…Mi Amigo Cesitar me resolvió el problema…Estaba clarísimo, ambos trabajos tienen la misma paternidad: La novela, homónima con la peli, de Emilio Carrere, publicada en 1924…Fantasmas, Jorobados, Criptogramas perdidos, Casas siniestras, Laberintos subterráneos…y pandilla de falsificadores d billetes… Evidentemente la peli es más compleja q el Tebeo, sin embargo las escenas y la atmósferas son gemelas; entonces – y aquí está la cuestión -, ¿Quién copió a quien?… La peli es de 1944, mientras q los cuadernillos empezaron a editarse entre 1940-41, y si le damos una periodicidad quincenal, nos situaremos entre 1942-43…Así las cosas, parece q serían VAÑÓ y su guionista (Vd. sabe mejor q yo quien pudo ser), los q marcaron el camino “d la IMAGEN”… La verdad q esta conclusión me hace mucha ilusión – sabe q comparto con Vd. un cariño enorme por los dos Héroes Españoles -, pero me resulta difícil d creer q no fuera al revés… ¿A Vd. qué le parece?- ¡Oh docto y sapientísimo progenitor!
    Un cordial abrazo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s