Alberto Sordi contra los Platillos Volantes

disco_volante_alberto_sordi_tinto_brass_001_jpg_ayrb

IL DISCO VOLANTE – Director: Tinto Brass. Con Alberto Sordi, Monica Vitti, Eleonora Rossi Drago, Silvana Mangano. Italia, 1964

Quién me iba a decir a mí que un señor moderno como Tinto Brass, aparentemente tan contrario a este Desván circunspecto y rancio, iba a aparecer algún día por estos pagos. Y sin embargo aquí está, con uno de los primeros filmes transalpinos de ciencia ficción, comedieta, sí, pero al cabo de marcianos y platillos. Después de estos días pasados trufado de virus informáticos y de los otros, que me han impedido venir con ustedes, les traigo hoy un Festival Alberto Sordi, ese icono sacro de lo italiano tan cercano a lo nuestro que a veces hasta llega a confundirse. Y por partida cuádruple, pues encarna en este Disco Volante a cuatro personajes nada menos, desde el carabinero de bigote al cura borrachín, pasando por el contable con ínfulas de escritor o el mariquita hijo de una condesa. A ver quién da más.

vlcsnap-2013-12-23-09h21m18s81Comienza este filme curioso y singular, rodado en plena fiebre UFO, como si fuera un documental con el Iker Jiménez de turno entrevistando campesinos de la Italia profunda acerca de sus avistameintos de marcianos. Niñas que tanto ven alienígenas como a la Virgen, contables que despotrican de Moravia, Pasolini y los demás “intelectuales de Roma”, cansadas mozas que trabajan como animales de carga, todos, excepto las fuerzas vivas, han tenido experiencias con extraterrestres. Novedad sideral a la que acogen entre la curiosidad y la desconfianza, como a los jipis, los turistas, el pop o cualquier otro síntoma de la vida moderna que los sesenta traen imparables.

vlcsnap-2013-12-23-09h19m35s73Y es que de eso va esta comedia negruzca de miseria y picaresca, de ristra de cebollas y trajes espaciales, casinos de aldea y extraterrestres apolíneos. Costumbrismo rural ignorante y prejuiciado contra marcianos que representan la indeseada novedad. Alienígenas utilitarios, a quienes se les da de garrotazos y se les lleva a vender en motocarro, incluida una marcianita de trasparente busto que enciende las pasiones de la aldea entre carnavales y rebaños de ovejas. O se les tira a un pozo alegremente como a los forasteros al pilón, en la mejor tradición bárbara del agro latino.

vlcsnap-2013-12-23-09h15m21s73Dosis recurrentes de sexo, de la mano de bellezones como las señoras Vitti y Mangano, salpican la acción, llena de personajes medio salidos o salidos y medio, tan típicos de las comedietas que pronto han de llenar las reprimidas pantallas de calzoncillos, sostenes y mariquitas tanto aquí como en Italia, con don Alfredo Landa como representante más conspicuo. Acompañan en proféticas maneras los modos fílmicos de Brass, con esos zooms y travellings mareantes que prefiguran locuras venideras, disimulando un poco el ritmo algo torpe de esta historia llena de buenos momentos y contada como a trompicones. O será que a mis años no estoy acostumbrado yo a tales moderneces. Curas de sotana y astronautas de pantalones de plástico, o cómo reírnos una vez más de nuestros lastres. O de los de los italianos, qué más da, hermanos como somos en  latino escepticismo y subdesarrollo…

vlcsnap-2013-12-23-09h14m13s184

7 Respuestas a “Alberto Sordi contra los Platillos Volantes

  1. Madre mía. ¿El director de “La llave secreta”, “Miranda” y “Calígula?… ¿Mi querido erotómano Tinto Brass haciendo pelis de ufos en los años sesenta?… ¡Impresionante descubrimiento! ¡Gracias Abuelito!

  2. Pelis de OVNIS y de chirigota rural, como a usted le gusta justamente, don Manolín…

  3. ¡¡El mejor placer!!

  4. ¡Otra UFO-Spaghetti! Como aquella de I marciani hanno dodicci mani con nuestro Landa. En todo caso esa marciana (supongo que marciana) parece estar a punto de gritar ¡Pechos fueraaa! con ese modelito.
    Felices Fiestas, Abuelito.
    Borgo.

    • Esa de Landa no he logrado verla nunca, y mira que me gustaría… Sé de ella hace tiempo, pero se muestra elusiva como pocas. Seguro que tiene con este Disco Volante más de un punto en común. Buenos y paganos deseos, señor Borgo, para el año venidero…

      • Búsquela usted por el título español, venerable Abuelito, que fue coproducción con Época Films, la productora de las películas de Rocío Dúrcal. “Llegaron los marcianos” se tituló por acá.

        Sobre los cómicos sicilianos Franco y Ciccio, que hacen de escritores fantacientíficos en estos marcianos con doce manos, estuve viendo no hace mucho un documental de Ciprì y Maresco:

        A lo mejor resulta un poco especializado y carece de subtítulos, pero seguro que le sirve a usted para seguir devanando la madeja de la conexión ítalo-celtíberica.

        Próspero año editorial le desea su nieto que bien le quiere, Sr. Feliú

  5. Mil gracias por las pistas proporcionadas, docto señor Feliú. Deber es de celtibéricos e italianos hermanarse, tan semejantes como somos. Landa en sus manos… eso quiero verlo yo!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s